Ventajas de los alimentos en conserva

alimentos en conserva

Las conservas son una forma de almacenar alimentos con muchos años de antigüedad. Se trata de una práctica muy relacionada con la evolución de los humanos. El poder conservar los alimentos para hacer acopio de ellos, y poder consumirlos posteriormente es una acción fundamental, que ha posibilitado la supervivencia de la especie humana ante situaciones como las sequías, hambrunas, o inviernos con graves heladas. Sin ir más lejos, muchos expertos aseguran que las comidas enlatadas son el gran invento del siglo XVIII. 

Pero más allá del factor práctico que conlleva el uso y consumo, los alimentos en conserva cuentan con muchos más aspectos positivos y ventajas. En este artículo queremos hablaros de todas ellas. Si no eres muy aficionado o aficionada a consumir alimentos de este tipo, a partir de ahora puede que la cosa cambie. 

Ventajas de las conservas

Desde Anchoas Deluxe, expertos en conservas de productos gourmet, nos hablan de los muchos beneficios que tienen los alimentos en conservas y nos recomiendan contar con este tipo de productos en nuestras despensas. 

Gracias a las conservas podemos disponer siempre que queramos de productos fuera de temporada. Es el caso de las frutas y verduras, que como ya hablamos, cuentan con una temporalidad. Por medio de las conservas, podemos almacenar frutas y verduras para disponer de ellas cuando queramos y cuando en las tiendas no estén disponibles. De esta forma, a parte de su disponibilidad, las conservas de frutas y verduras nos ayudará economizar nuestra lista de la compra. Las conservas de alimentos son mucho más económicas que, por ejemplo, las frutas importadas. Por otra parte, podemos preparar y cocinar los alimentos de distintas formas como las mermeladas, compotas, encurtidos… antes de guardarlos.

En el caso de los productos como el pescado, el asunto económico también es una ventaja destacable. Las conservas de pescado como las anchoas o el atún, son más económicas que los pescados frescos de las pescaderías. Además, son un recurso muy cómodo para poder consumirlo de forma habitual, pudiendo usarlas en multitud de recetas: bocadillos, ensaladas, pizzas… 

Los alimentos en conservas, también tienen beneficios para nuestra salud. Ya que estos no pierden propiedades con el paso de los días. Con ellas, podemos mantener una dieta equilibrada y mucho más sana. Si bien es cierto, que algunos alimentos pierden nutrientes al cocinarlos para su posterior conservación, no son tantos como muchos creen. 

Según el CICE, aunque para conservarlas se requiere de productos como la sal o los azúcares, que conviene consumir con cuidado, sobretodo aquellas personas con diabetes, tensión alta u obesidad. Los hidratos de carbono, las proteínas y las grasas no se alteran o se ven afectados. Lo mismo para las vitaminas A, D, E,y K y los minerales. A excepción de aquellas vitaminas hidrosolubles como la B y C, que pueden verse disminuidas a causa del calor. Sin embargo, esto es lo mismo que sucede cuando cocinamos cualquier alimento. 

Por otra parte, las conservas tienen un impacto positivo para el medioambiente. Gracias a ellas reducimos los residuos. Antes de que nuestros productos caduquen o se deterioren, podemos guardarlos en conserva, evitando tener que tirarlos a la basura por encontrarse en mal estado. Otro aspecto positivo de las conservas, relacionado con el medio ambiente, es que no necesitan gasto energético para su almacenamiento, ya que no requieren del uso del frigorífico

Por supuesto, una de las grandes ventajas de las conservas, sobretodo de las comidas y guisos en conserva, es la practicidad para aquellos que no tienen tiempo o ganas para cocinar. Hoy en día podemos encontrar recetas de guisos en conserva con gran calidad.

Otra ventaja de los alimentos en conserva, es que pueden ser beneficiosos para tu salud en el caso de elegir aquellos que están conservados en aceite de oliva; ya que te aporta todos los nutrientes de este ingrediente.

latas de conserva

Además mencionando otra vez las conservas de pescado, al ser tratados para su conserva, al comerlo nuestro cuerpo asimila mejor los nutrientes que nos aporta el pescado. Sin duda es una gran ventaja de los alimentos en conserva.

En definitiva, el uso de los alimentos en conserva nos aporta bastantes beneficios, aunque queremos recordar que abusar de ellos no será algo muy saludable. Pero combinarlos con productos frescos nos aportarán todos los nutrientes necesarios que necesitamos.

La evolución de las conservas

Los alimentos en conservas han sufrido una gran evolución hasta el día de hoy. En antaño encontrábamos una oferta bastante reducida cuando ibamos a comprar al mercado, por norma general encontrabas sardinas, atún, mermeladas…

En la actualidad encontramos una gran diversidad de alimentos en conserva, pudiendo conseguir diferentes tipos de salsas, pescados, legumbres y un gran etcétera de productos con los que llenar nuestra despensa.

De hecho, podemos encontrar hasta productos gourmet que se presentan en formato de conserva o en latas, también debemos reseñar que ya son muchos los cocineros profesionales y de prestigio que actualmente han ampliado sus cartas y sus menús con alimentos en conserva; incluso podemos encontrar restaurantes que basan su carta principalmente en este tipo de productos.

Esperamos que tras haber leído este artículo de Web de Profesionales, te animes a consumir más alimentos en conserva, teniendo en cuenta que no debes basar tu dieta sólo en eso; y así te podrás beneficiar de todas las ventajas que aporta este tipo de alimentación.

Si te ha gustado este artículo no dudes en compartirlo en tus redes sociales.