¿Cómo iluminar el jardín? 10 consejos para hacerlo

como iluminar un patio

Nuestro jardín representa la zona de nuestras casas que no solo la decora y armoniza, también nos relaja del estrés, del trabajo del día a día y nos permite el contacto con la naturaleza. Nos da paz y tranquilidad, por eso debemos mantenerlo y conservarlo lo más iluminado posible. Aprende cómo iluminar el jardín.

De esta manera crearemos en nuestro jardín un ambiente gratificante y ameno. Un lugar para reuniones familiares, amistades y hasta para la meditación.

La iluminación del jardín nos permite una mayor visibilidad y seguridad sobre todo en las zonas más oscuras. Disfruta de la belleza de tu patio con una buena iluminación.

¿Cuáles son las mejores luces para saber cómo iluminar el jardín?

como iluminar un patio con led

Indudablemente que la selección de la iluminación depende tanto de nuestro gusto personal, como de nuestra disponibilidad financiera.  Debemos considerar la inversión en los materiales, tipo de luminarias y el mantenimiento del servicio eléctrico mensual.

Al pensar en el tipo de luces, también debes considerar que el exceso de iluminación puede ocasionar un efecto no deseado en el jardín, ya que el ojo se adecua a la visibilidad en lugares abiertos pero sin llegar a exceder sus capacidades.

Aquí te presentamos algunas luces que pueden formar parte de tu lista y tu presupuesto:

Lámparas UV

Las lámparas UV le otorgan un efecto estético tanto a las plantas como a las estructuras del jardín. Estas luces amplían la visibilidad en las zonas más oscuras, pero debes complementarla con otras en ciertos lugares como senderos y escaleras.

Cómo iluminar el jardín: Proyectores

Los proyectores permiten alcanzar el efecto estético que estamos buscando, ya que a través de un juego de colores de luces son capaces de producir efectos especiales con diferentes sombras y patrones.

Luces LED

Este tipo de luces LED permiten el uso racional de energía al mismo tiempo que aportan una excelente visibilidad y estética. Son muchas las formas, los watts y tamaños de este tipo de luces. Pueden usarse como luces empotradas, focos, luces centelleantes y de piscina.

Una desventaja para el bolsillo es que son caras pero el gasto es compensado con una amplia vida útil y el ahorro energético de este tipo de luces.

Luces fluorescentes y lámparas halógenas

Las luces fluorescentes pueden ser una buena idea a la hora de pararte a pensar en cómo iluminar el jardín se acompañan de una amplia cantidad de accesorios y se pueden utilizar como lámparas de pared, potes o como focos.

Son más económicas que otros tipos de luces, pero tienden a quemarse mucho más rápido. Por otro lado, consumen mucha energía lo que puede incrementar con creces el presupuesto eléctrico de la familia.

Antorchas de jardín

Otra idea para saber cómo iluminar el jardín es utilizar antorchas de jardín como lámparas antiguas para colocar alrededor de los senderos o sencillamente colgarlas en los árboles. El uso de velas también es una opción, pero hay que tener ciertas precauciones, por lo que se recomienda colocarlas sobre lugares estables, no inflamables y seguros.

Aunque la iluminación de las antorchas y velas no es intensa, permiten decorar el jardín con un ambiente romántico, acogedor y cálido.

Las antorchas y velas son de bajo coste, pero hay que sustituirlas con frecuencia. Además hay que vigilar constantemente que la quemadura esté nivelada para aumentar la eficiencia de la iluminación.

Luces de fibra óptica

El efecto que aportan no es sencillo de conseguir usando otras luces. Ayudan a mejorar la estética por su efecto brillante y “estrellado”. Son muy útiles para esculturas y fuentes de agua.

Las luces de fibra óptica se pueden mantener fácilmente y por ello son una buena idea a la hora de pensar cómo iluminar el jardín, ya que solo exigen una limpieza eventual y no producen mucha radiación UV o calor.

Luces con energía solar

Para que las luces que usan energía solar funcionen deben estar en espacios abiertos para absorber la luz del sol. Este tipo de luces, no son tan brillantes aunque hay diseños modernos que se complementan con lámparas LED.

El mantenimiento es nulo, aunque la inversión es algo cara. Su durabilidad es a muy largo plazo disminuyendo significativamente el gasto por electricidad, una excelente opción cuando pienses cómo iluminar el jardín.

10 consejos para iluminar el jardín

Crear una maqueta

Se aconseja crear una maqueta del jardín, con todos los detalles como piscinas, fuentes, esculturas, senderos, entre otros, así como los cobertizos o cenadores.

En la maqueta se deben señalar aquellas áreas que sean muy oscuras, las de alto riesgo para caminar o zonas que requieran mayor iluminación por asuntos de seguridad a la propiedad privada.

Diseño con flexibilidad

El diseño de iluminación del jardín debe considerar las diferentes áreas para flexibilizar y al mismo tiempo ambientar. Cada zona como árboles, alberca, muros, bar, senderos, entre otros, poseen necesidades muy distintas de iluminación.

Es importante pensar en el objetivo de la iluminación del jardín. Por ejemplo, ¿el propósito es crear un ambiente romántico en el jardín o escenificar reuniones y eventos nocturnos durante los fines de semana?

Establecer objetivos en el diseño te permitirá seleccionar las mejores luces cuando quieras pensar cómo iluminar el jardín, además de el tipo de lámparas adecuados y sus accesorios.

Para flexibilizar el diseño se aconseja agrupar las luces y separarlas para dar el ajuste de cada sector del jardín. De esta manera, se enriquecerán los ambientes y áreas del paisaje.

Utiliza un voltímetro

Una adecuada instalación de luces en el jardín, requiere de la revisión de voltaje a cada una de las lámparas. Se recomienda un monitoreo constante del voltaje a la salida del transformador, así como inspecciones frecuentes de mantenimiento.

Usar conexiones de alta calidad

Cada lámpara debe estar conectada a un cableado de alta calidad, en caso que así lo requiera el tipo de iluminación. Si las conexiones impiden el paso de residuos o del agua, pueden generarse fallos que impedirán una buena iluminación del jardín. Se recomienda realizar una inspección eléctrica para todo el sistema a instalar.

Elige el tipo de luces

El tipo de luces a elegir dependerá de tu presupuesto, de tus gustos y preferencias en el diseño de la iluminación, de la capacidad de mantenimiento de las luces y por supuesto de las necesidades de iluminación del jardín.

Alternar diferentes estilos de iluminación

Para evitar la monotonía se aconseja usar dos o más estilos diferentes de iluminación y variar la simetría de un mismo tipo de luz en un área específica.

Por ejemplo, se recomienda usar luces empotradas para un muro o escaleras, luces pequeñas para un sendero, un foco suave para iluminar alguna escultura o para llamar la atención de algún césped.

Por otro lado, en una misma área, se aconseja cambiar la simetría de las luces escalonando su posición. De esta forma, se verán más naturales.

como poner luces en el patio

Agrega colores a tu iluminación

Para resaltar los colores de la vegetación o alguna estructura sólida, se aconseja utilizar filtros de colores, además puedes ajustar las épocas de cambio de color del follaje para fortalecer los climas más calientes o fríos.

Pensar en la cotidianidad

Así como debes pensar en el mejor tipo de luces para el jardín, también debes considerar a la persona que estará haciendo uso de este espacio. Por ejemplo, ¿las personas solo pasarán un rato agradable para conversar? O en esa área en particular ¿estarán disfrutando de una buena cena o estarán sentados o parados?

Estas reflexiones te ayudarán a modificar la posición de las luces de tal manera de dar más o menos brillo al lugar o dar una mayor iluminación a las zonas de mayor uso.

Cuidar de la contaminación lumínica

La utilización excesiva de luces brillantes puede contaminar el jardín o afectar la visibilidad de las personas. Una forma de evitarlo es colocando ese tipo de luces sobre zonas altas, como árboles y postes.

Las luces deben estar inclinadas hacia abajo para iluminar senderos y pasos, manteniendo el ambiente del cielo nocturno. Este tipo de iluminación es más embellecedor ya que crea diferentes dimensiones en el paisaje.

Mantener la supervisión del voltaje en el jardín

Para alargar la vida útil de las lámparas y luces en general, se debe mantener el voltaje óptimo para el funcionamiento de cada una. Por ejemplo, para luces LED, el voltaje debe oscilar entre 10-14 volts, pero para halógenos va desde 10.5-11.5 volts.

Esperamos que ahora sepas cómo iluminar tu jardín con estos consejos, si el artículo te ha servido de ayuda, no dudes en compartirlo en tus redes sociales.