¿Cómo montar un despacho en casa?

¿Cómo montar un despacho en casa?

Montar una pequeña oficina en casa no tiene porqué ser algo complicado ni caro. Para dar vida a ese espacio soñado que te permita ser más eficiente, muchas veces bastará que busques un material de oficina básico y un mobiliario simple, pero si tienes dudas en este artículo te explicamos cómo montar un despacho en casa.

Con elementos claves como una silla cómoda, una mesa sencilla y material de oficina como una pizarra para organizar tu plan de trabajo, pueden ser suficientes para montar esas condiciones mínimas para una home office muy funcional.

7 trucos para saber cómo montar un despacho en casa

Ideas para crear tu nuevo espacio de trabajo

¿Cómo montar un despacho en casa? Antes de comenzar a diseñar tu nuevo espacio de trabajo es importante seleccionar un lugar lo más alejado posible de las zonas de paso y congregación de la familia en casa.

Esto implica estar lo más lejos que puedas del salón, comedor, cocina o del lugar para divertirse y ver televisión. La idea es que tu despacho sea un sitio que favorezca tu creatividad, eficiencia y concentración.

No tiene por qué ser un sitio amplio ni totalmente silencioso. Unos audífonos y una división o puerta pueden ayudarte a lograr algo de privacidad. Incluso, un rincón de la casa, con buena iluminación natural o artificial y una pared o mampara de por medio, pueden evitar que te distraigas.

Si esto es suficiente para aprovechar esa área como tu oficina, solo necesitarás buscar una mesa, una silla y algún material de oficina para hacer más confortable este espacio y aprender a cómo montar un despacho en casa.

7 trucos para saber cómo montar un despacho en casa

Para solucionar rápidamente los problemas decorativos y de funcionalidad de tu nuevo despacho en casa, estos consejos serán claves.

Mamparas o puertas corredizas

Mejora la iluminación natural

Si necesitas eliminar las distracciones, bloquear sonidos que te puedan perturbar mientras trabajas, pero no cuentas con mucho dinero, las mamparas de acrílico o unas puertas corredizas baratas pueden ayudarte a delimitar el área.

Sin duda, bloquean los sonidos y te aislará de las distracciones que puedas tener en tu casa; algo que es vital a la hora de montar un despacho.

Mejora la iluminación natural

Trata de colocar tu pequeña oficina en un lugar cerca de una ventana. La iluminación natural favorece el ritmo circadiano y por ende, influye en tu mejor desempeño mental y productividad.

A la hora de aprender a cómo montar un despacho en casa, es importante no sólo aislarte del ruido, si no, encontrar una estancia completamente saludable para trabajar agusto.

Luz solar: ¿de frente o de lado?

No coloques tu silla de oficina de espaldas al sol ni de frente, porque el reflejo te molestará. Busca unas cortinas o que la luz natural entre por la izquierda, si eres una persona diestra. Si eres una persona zurda, deja que entre por la derecha.

Procura que la posición de la ventana no haga que a ciertas horas del día te dé directamente el sol en los ojos (aunque sea de lado) ya que te molestará en el desarrollo de tu trabajo.

Usa colores suaves

No coloques colores estridentes en las paredes de tu home office. Usa tonos que te den energía y claridad para trabajar. Selecciona tonalidades que no te cansen la vista como blancos, beige o pastel. Puedes pintar una sola pared para sectorizar tu despacho.

Está demostrado que algunos colores fuertes como el rojo fuerte, podrá ocasionar mareos, que te distraigas y en general un despacho que no podrás disfrutar al 100.

Escoge muebles prácticos

La comodidad y el diseño ergonómico deben ser claves para seleccionar tus muebles de oficina en casa. Si pasarás muchas horas trabajando, tendrás que invertir en una silla ergonómica que mantenga tu espalda y piernas en ángulo recto.

Si no realizas esta inversión, te darás cuenta de que el despacho te traerá problemas de salud. Por eso este punto es tan importante cuando piensas cómo montar un despacho en casa.

Mantén orden en tu escritorio

No necesitas muchos artículos para hacer funcional tu nuevo despacho. Una pequeña estantería y bandejas para los papeles y carpetas pueden ayudarte a organizar mejor tu material de oficina y mantener el orden.

Para encontrarte en un lugar de trabajo cómodo es vital que tengas todo organizado y sepas exactamente dónde guardas las cosas. Para esta tarea te ayudarán los organizadores y carpetas.

Alfombra y accesorios

Escoge muebles prácticos

Una alfombra es una manera rápida para delimitar mejor tu zona de trabajo. Además le dará comodidad a tus pies, alejando el frío del suelo. También el uso de accesorios como una pizarra en una pared te ayudará a enfocarte mejor en tus objetivos. Además, algunos bolígrafos, notas adhesivas, y cualquier elemento tecnológico que necesites para el trabajo.

Algo que también es importante a la hora de montar un despacho en casa es la decoración. No puedes dedicar tu espacio de trabajo únicamente a cosas de trabajo, debes usar algún tipo de decoración que te haga sentir agusto.

Te recomendamos que coloques plantas como cactus que no necesitan mucha atención, alguna foto de tus seres queridos para reconfortarte o incluso algún cuadro o póster que te anime.

Y hasta aquí el artículo, esperamos que te hayamos enseñado a cómo montar un despacho en casa y puedas disfrutar de ese espacio para tu trabajo.

Si el artículo te ha gustado, no dudes en compartirlo en tus redes sociales.