Los 4 retos de la marca profesional en la empresa

La implementación de la Marca Profesional al interior de la empresa, representa todo un reto que se verá recompensado en los resultados. Se requiere tener en cuenta los intereses comunes para lograr un cuidado mutuo.

Existen cuatro aspectos a considerar que podrían ser los principales retos de la organización al tener profesionales con marca.

1. El nuevo rol del área de recursos humanos: la necesidad de tener profesionales multifuncionales que sean capaces de adaptarse al cambio, tareas y condiciones laborales ha hecho que las relación empleado-empresa ya no se base solo en la lealtad, sino también en la capacidad de sintonizar entre sí en el corto plazo. El departamento de recursos humanos debe estar en la capacidad de gestionar marcas individuales y contribuir a su desarrollo de acuerdo con la necesidades de la organización.

2. Coherencia y consistencia: la inversión en programas de entrenamiento en Marca Personal o Profesional, apoya el espíritu empresarial para fomentar la coherencia de los miembros del equipo y le permite estar en sintonía con sus misiones personales, dotándolos de una mayor confianza en sus esfuerzos para mejorar su desempeño. Este trabajo debe ser permanente, de tal manera que los resultados sean visibles. Gracias a la marca profesional los miembros del equipo pueden orientarse hacia el tipo de misiones que son más convenientes con su evolución y características personales. La empresa se beneficia de un mayor rendimiento y productividad de su equipo.

3. Aumento de la motivación: como resultado de los dos primeros retos, surge como consecuencia el hecho de que los miembros del equipo aumenten su motivación natural, el desafío de la organización consiste en poder conciliar sus objetivos, con el proyecto personal de sus empleados y proyectos empresariales que tengan sentido para ellos. Esto por sí solo podría convertirse en una palanca poderosa de motivación.

4. Imagen personal y corporativa: de la misma forma que la imagen corporativa influye en la imagen personal, la imagen de un individuo puede tener un impacto poderoso en la imagen de la empresa: una imagen fuerte y positiva de una persona, por carisma, beneficia a la imagen de la empresa.

Estos cuatro aspectos podrían ser vitales en el momento de insertar un profesional con marca en la empresa, pero por sí mismos brindan a la organización un nuevo aire, una coherencia permanente y un balance perfecto entre los valores organizacionales y los personales. Así que los actuales empleadores deberán adaptarse a este nuevo paradigma y sacar el mejor partido de él de cara a un futuro lleno de profesionales más capacitados, con nuevas y diferentes expectativas laborales.

Vive con pasión, vive feliz