Impuestos al vender tu segunda vivienda y consejos para hacerlo

venta segunda vivienda

Un buen número de familias posee una segunda vivienda. Normalmente, se aprovecha su uso durante las vacaciones, o simplemente para cuando se quiera pasar unos días en otro ambiente. Pero, ¿qué ocurre cuando se opta por la venta de la segunda vivienda? En Web de Profesionales te contamos todo lo que debes saber sobre la fiscalidad de esta acción.

Aunque es bueno tener donde cambiar de aires, también es cierto que esto es una inversión considerable y que implica muchos gastos en mantenimiento, como en impuestos. Por ello, es probable que pienses sobre la venta de tu segunda vivienda y quedarte con una sola. En ese caso, los siguientes consejos podrán ayudarte a que esto no sea para nada estresante.

Pago de impuestos correspondientes de una segunda vivienda

Cuando se trata de vender una segunda vivienda, debemos tener en cuenta que el tipo impositivo no es el mismo, pues se pagan diferentes impuestos al no ser la vivienda habitual. Habrá que tener en cuenta los siguientes factores:

  1. Haz un cálculo del IRPF correcto, reflejando exactamente el balance de ganancias y pérdidas por la acción a realizar. En este caso, habrá que incluir el valor de adquisición de la vivienda, los gastos de la compra y la venta, comisiones, notaría… y las mejoras que se hayan hecho sobre el inmueble.
  2. Adecúa la tributación de la renta, la venta de una segunda vivienda se refleja en la declaración de la renta como ganancia o pérdida patrimonial. Ten en cuenta que si las ganancias son de más de 6.000€ se tributará el 19%, si fuesen entre 6.000€ – 50.000€ será del 21% y mayor a 50.000€ será de 23%.
  3. Existen exenciones en el IRPF por la venta de la segunda vivienda se den estas condiciones:
  • Mayores de 65 años que realicen la venta y los beneficios de la misma sea para una renta vitalicia.
  • Mayores de 65 años vendan su vivienda habitual.
  • Como una reinversión para la compra de otra vivienda habitual, no podría ser para una segunda vivienda.
  1. Pago de la plusvalía municipal: se trata de un impuesto por el pago del terreno que ocupa la vivienda. Se puede pagar o no dependiendo de si el valor del terreno ha incrementado o no.

Además de todos estos, habrá que tener en cuenta el pago del IBI (impuesto de bienes inmuebles) y los diferentes factores variarán dependiendo de cada comunidad autónoma.

Evita el estrés al vender tu casa de segunda residencia

Vender cualquier casa puede ser una tarea estresante, por lo que la mayoría de las personas tratan de evitar esta tarea. Por ello, es importante que tengas en cuenta algunos consejos para la venta de tu segunda vivienda y no morir en el intento. Además, es importante que a la hora de realizar esta venta pueda ser rentable para ti:

segunda vivienda

Fijar un precio atractivo

En muchas ocasiones, nuestra tarea de venta de una segunda vivienda se retrasa porque colocamos un precio que no es competitivo. Debes asegurarte que tu precio se ajuste al valor del mercado. Para asegurarte de este aspecto puedes consultar varias herramientas, como calculadoras online o agencias inmobiliarias.

Debes tener presente que en el precio de esta residencia influyen muchos factores. Por ejemplo, puede suceder que el valor de las viviendas en el sector esté por debajo de la tuya, pero si tú has realizado varias mejoras a la vivienda, es entendible. Por ello, no solo es cuestión de saber el precio de la competencia en las inmediaciones, sino de aquellas que comparten las características de tu vivienda.

Realiza ciertas mejoras

Muchas personas que buscan una segunda residencia quieren tener un lugar de encanto, por lo que quizás debas mejorar un poco la apariencia de la misma. Puede que una capa de pintura sea suficiente, pero tal vez requieras un poco más, como cambiar algunas estancias.

Es probable que necesites quitar algunos muebles que no quedan bien y sustituirlos por otros. Esto no debes verlo como un gasto, más bien es una inversión que te permitirá vender tu casa más rápido y a un precio más alto.

No dejar que se pierda el interés

Es probable que algunas personas contacten contigo porque les interesa tu hogar, pero como están en la búsqueda de una casa, no solo hablarán contigo. Los compradores suelen tener varias opciones en mente. Así que, si se comunican contigo y no respondes rápidamente, es probable que el interés se pierda.

Debes estar pendiente de los medios de comunicación que colocaste para que te contactaran y responder lo más rápido posible. Además, quizás puedas preparar de antemano las respuestas a las preguntas frecuentes para que no dejes de responder alguna. Por ejemplo, quizás te pregunten sobre el precio, las condiciones y los alrededores.

Si mantienes el interés de los compradores, es más probable que se pueda hacer realidad la venta de tu casa de segunda residencia.

Publicita tu casa

Para poder vender cualquier cosa, se debe publicitar, lo cual no deja de ser cierto en el caso de una casa. Por ello, es importante que contrates los servicios de algún portal de ventas inmobiliarias. Seguramente estos portales te permitirán darle mayor publicidad a la venta de tu hogar y llegar a más personas.

Es mucho más beneficioso cuando se trata de una casa de segunda residencia, ya que probablemente lo vean personas de cualquier parte del mundo. Así que tendrás un gran mercado que abarcar.

Por ello, no olvides publicar buenas fotos que te permitan mostrar tu casa. Resalta los puntos fuertes y evita que aparezcan los puntos que no te gustarían que las personas conozcan.

Ten los documentos en regla

Una de las principales características que buscan las personas en una vivienda es que tenga los documentos al día. Por ello, debes esforzarte por arreglar cualquier documento al momento de decidirte vender tu segunda residencia.

Por ejemplo, si el piso que deseas vender tiene una hipoteca ya pagada, debes tener los registros de cancelación.

Debes estar dispuesto a negociar

Es probable que a la hora de la venta de tu segunda vivienda, debas estar dispuesto a negociar con los posibles compradores. Así como a ti te gustaría ganar un poco más, al comprador le gustaría gastar un poco menos. Así que puedes llegar a un equilibro y hacer un pequeño descuento para asegurar la venta.

home staging segunda vivienda

Aunque vender un piso puede ser una de las tareas más estresante que realices en tu vida, cuando se trata de vender tu segunda residencia puedes jugar con el gusto de las personas. Si sigues estos consejos podrás vender tu segunda residencia sin ningún problema.

Y si este artículo te ha sido de ayuda, no olvides compartirlo en tus redes sociales.