Acoso Laboral: Qué es, tipos y posibles soluciones

Acoso Laboral: Qué es, tipos y posibles soluciones

Aproximadamente entre un 10% y un 15% de los trabajadores activos son víctimas de acoso laboral. Según Feldman y Blanco, tanto la sociedad como los científicos han concienciado la importancia que tiene el trabajo sobre la salud y bienestar de las personas, generando un foco de atención sobre los factores psicosociales en el ambiente laboral.

En Web de Profesionales te indicaremos la verdadera definición de acoso laboral, los tipos y cómo resolver este problema de salud laboral.

¿Qué es el acoso laboral?

maltrato laboral

El acoso laboral se refiere a todas aquellas conductas o acciones que representen hostigamiento o agresiones por parte del empleador o por uno o varios trabajadores hacia otro u otros empleados, generando desprecio, miedo, terror y desánimo en las victimas.

La víctima recibe una especie de violencia psicológica por medio de acciones negativas y hostiles tanto dentro como fuera del trabajo. Estas pueden ser compañeros de trabajo con el mismo cargo, subalternos en sentido vertical ascendente o de superiores en sentido vertical descendente.

La violencia psicológica en el acoso laboral es periódica y metódica. El acoso puede ocurrir por un largo tiempo, de semanas, meses o hasta años. Además, en casos graves puede ir acompañada de agresión física o eventuales accidentes. Se han encontrado casos en los que el acoso laboral constante y por largo tiempo puede desencadenar suicidio en la víctima.

Desde el 2019 se incluyó la definición de acoso laboral extremo, también conocido como turying, como referencia al acoso continuo que provocó el suicidio de A. Turyn. Según la Comisión Europea, el acoso laboral también se puede definir como “un comportamiento negativo entre compañeros o entre superiores e inferiores, a causa del cual la víctima es objeto de ataques sistemáticos durante largo tiempo por parte de una o más personas”.

Para aclarar un poco más la definición de acoso aboral, revisemos algunas de las características que nos permiten ubicar en contexto el concepto. Según el psicólogo Iñaki  Piñuel y Zabala, un acosador grita, insulta, sobrecarga de trabajo, asigna proyectos con plazos inalcanzables, discrimina, ignora, coacciona, cambia las responsabilidades del trabajador, induce al error laboral, difama, no valora el esfuerzo o hace monitoreo asfixiante, entre otras acciones.

Consecuencias laborales y psicológicas del acoso laboral

mobbing que es

Pérdida de confianza en sí mismo

La victima comienza a manifestar un franco y lento deterioro en la confianza en sí mismo y en sus competencias profesionales para el desempeño del trabajo.

Se siente culpable de la situación

La victima siente que la culpa del acoso está en ella misma. Se establece la creencia de haber cometido fallos, incumplimientos y serios errores en el desempeño. Todo es reforzado porque la familia también cuestiona su comportamiento.

Somatiza el problema

La victima comienza a manifestar problemas físicos como trastornos gastrointestinales, dolor de cabeza o dolores musculares, entre otros

También suele referir estrés, irritabilidad, fatiga, insomnio, ansiedad, depresión, angustia, o problemas con la pareja, entre otros.

Trastornos de autoestima y emocionales

El acoso laboral produce estragos en la autoestima de la víctima. Así mismo, afecta la toma de decisiones, produce inseguridad emocional, conflictos con las personas de su entorno laboral y familiar, torpeza… etc.

Rendimiento laboral

El fin último del acosador es lograr que la víctima baje su interés en el trabajo para que baje su rendimiento y sea despedido. En el mejor de los casos puede darse el traslado del acosado o el pase a incapacidad permanente.

Tipos de acoso laboral

Existen diferentes tipos de acoso laboral de acuerdo al criterio de clasificación. Va desde el más común como el bossing hasta el burnout o síndrome de estar quemado. Aquí describiremos los más frecuentes.

Acoso laboral de acuerdo al nivel jerárquico dentro de la empresa

  • Acoso vertical descendente o bossing

Se le llama vertical porque existe una diferencia jerárquica entre el cargo del acosador y el de la víctima. En el caso del descendente, la  victima tiene un cargo por debajo del cargo del acosador, generando mayor poder en este último.

  • Acoso vertical ascendente

A diferencia del descendente, la víctima de acoso tiene un cargo o nivel jerárquico por encima del acosador o acosadores.

  • Acoso horizontal

Ambos trabajadores, acosador y víctima, tienen el mismo nivel jerárquico.  En este tipo de acoso, la víctima puede afectarse psicológicamente de manera importante.

Acoso laboral de acuerdo al propósito del acosador

  • Acoso estratégico

Este tipo de acoso proviene de la misma empresa, con la finalidad de que el acosado renuncie al trabajo o cancele el contrato de manera voluntaria. En este caso, renuncia también a las indemnizaciones correspondientes al despido directo de la empresa.

  • Acoso de dirección

El acosador en este caso es la dirección de la empresa. Algunas razones para este tipo de acoso están relacionadas con lograr esclavismo laboral, excluir a trabajadores poco sumisos o que no satisfagan las exigencias del jefe.

  • Acoso perverso

Las razones para este tipo de acoso no tienen nada que ver con el trabajo. Se trata de egos y personalidad dominadora por parte del acosador. Se relaciona mucho con el acoso horizontal o ascendente.

  • Acoso disciplinario

Se utiliza como un castigo para que la víctima se ajuste a las necesidades de la empresa. Sin embargo, este método genera miedo no solo en el acosado sino también en el resto de los empleados.

Soluciones al acoso laboral

mobbing pdf

La Sociedad Española de Médicos de Atención Primaria desarrolló un manual para enfrentar el acoso laboral, fundamentado en la obra del psicólogo Iñaki Piñuel.

Estas estrategias se mencionan a continuación: “identificar el problema, documentar las agresiones, hacer públicas las agresiones, desactivarse emocionalmente, controlar y canalizar la ira, enfrentar al hostigador, responder a las calumnias, proteger los datos laborales, evitar el aislamiento social, evitar la autoinculpación, no intentar cambiar al hostigador, no caer en la inhibición, auto estimular la capacitación profesional, solicitar ayuda con médicos, psicólogos y asesoría legal, perdonar al acosador”.

Y hasta aquí nuestro artículo sobre el acoso laboral. Si te ha sido de ayuda, no olvides compartirlo en tus redes sociales.