Los mejores regalos de empresa para el invierno

regalos promocionales invierno

Encontrar el regalo de empresa perfecto para cada época del año depende de muchas variables; aunque el principal objetivo es encontrar un obsequio que sea capaz de identificarse con la marca y, al mismo tiempo, servir a la audiencia de alguna manera práctica o recreativa. El invierno es una excelente época del año para encontrar un regalo personalizado afín al frío y a las actividades de interior, así como a la nueva temporada laboral. Son muchos los artículos por los que podemos optar para que lleven nuestro logotipo; a continuación os presentamos unas cuantas ideas que os pueden servir para escoger de entre todos los regalos de empresa los más adecuados para nuestro negocio.

Artículos de temporada invernal

Aunque hay regalos publicitarios que sirven para todo el año, lo cierto es que en los meses de mayor frío encontramos accesorios muy útiles para nuestra audiencia y fácilmente adaptables a nuestra imagen corporativa. Entre ellos podemos hallar ponchos y chubasqueros, perfectos para guarecerse de la lluvia, así como útiles accesorios textiles como guantes, gorros, bufandas y orejeras. Estos accesorios resultan imprescindibles durante el invierno, de modo que resulta importante jugar a personalizarlos con el logotipo de manera que sean ponibles y, al mismo tiempo, hagan una labor publicitaria del negocio.

Mochilas y bolsas

Aunque solemos relacionar los viajes con la temporada estival, lo cierto es que muchas personas escogen los meses de enero y febrero para viajar, ya que los precios suelen ser mucho más bajos que en la temporada alta. Por esta razón, es una gran elección personalizar todo tipo de mochilas, maletas y bolsos; no solamente porque estos regalos publicitarios servirán de gran utilidad a los usuarios, sino porque la visibilidad del logotipo de tu marca será muy amplio gracias a ser objetos portables que se trasladan con facilidad.

Accesorios para las fiestas navideñas

Aunque ya han pasado las Navidades, también es importante tener en cuenta de cara a las próximas fiestas que se pueden aprovechar las decoraciones típicas de esta época para introducir nuestra marca. Desde los típicos gorros de Papá Noel hasta calcetines de regalos y otros adornos navideños que nos pueden servir para personalizarlos e introducir nuestra marca en el contexto más acogedor y familiar posible.

regalos_corporativos-para-invierno

Material de oficina

A pesar que el material de oficina es un regalo promocional perfecto para prácticamente la totalidad del año, lo cierto es que aprovechar el inicio de la temporada resulta muy práctico de cara a las marcas para incorporar su logotipo y nombre en objetos como calendarios (de pared o de escritorio), bolígrafos, carpetas, blocs de notas y todo tipo de objetos similares. Son productos que se utilizan con mucha frecuencia y que a menudo están expuestos, de modo que resultan idóneos para su función promocional.

Accesorios de electrónica

La electrónica y las nuevas tecnologías es una constante en nuestra rutina, por lo que cualquier obsequio asociado representará un gran interés por parte de los usuarios. La variedad en esta categoría es bastante amplia, de modo que podemos escoger aquel que mejor engarce con nuestros objetivos e identidad corporativa.

Las carcasas son muy visuales, aunque tendremos que tener cuidado con la medida del logotipo ya que, en ocasiones, podría descorazonar a su uso por la falta de sutileza y por la gran exposición. Sin embargo, otros artículos como las baterías portátiles, los pendrives y otros accesorios de gran utilidad para uso diario toleran mejor la inserción de las marcas y resultan igualmente atractivos para la audiencia.

Un buen ejemplo del uso de la publicidad en accesorios de electrónica es el que se da en diferentidea, donde saben amoldar el mensaje publicitario al mejor regalo promocional para conseguir ser recordados por la persona que lo posee.

Fundas y tarjeteros

Otro elemento muy susceptible de incluir logotipos y otras marcas identitarias de una empresa son las fundas para billetes de transporte público o las fundas para tarjetas. Estos son artículos de los que a menudo los usuarios prescinden (simplemente porque no se les ocurre comprarlos a pesar de su gran utilidad) pero que cuando son recibidos en forma de regalo promocional se suelen recibir con agrado. Además, este tipo de objetos se pueden personalizar con total libertad y son muy susceptibles a incorporar marcas.

Las carteras y las billeteras también pueden ser efectivos a estos efectos, aunque la inserción de marcas suele ser más discreta para evitar un efecto demasiado llamativo que descorazone al usuario a emplearlos.